Cardo a la crema con almendras.


Delicado, típico, tópico, suave, cremoso, agradable, apetitoso, y muy, muy rico, os lo aseguro.
Disfrútalo con la compañía que tú elijas y quedarán boquiabiertos. Eso si, la materia prima, el protagonista invernal de nuestra propuesta, el cardo, tiene que ser de primerísima calidad: terso, fresco, quebradizo, con tonos crema y morados.
Como siempre me encontrarás en www.francisegea.es

Comentarios

Entradas populares de este blog

Salsas básicas y derivadas. Francis Egea 2016.

Despiece de pollo de corral.

Papada crujiente al horno. Santi Santamaría, versión Francis Egea 2011.